2.10.11

Welcome.

Escuché que la soledad es ausencia de dolor.
Cuando estás acostumbrado a estar sólo se bloquea (en realidad, uno mismo lo hace) cualquier sentimiento y por más que tengas a alguien al lado tuyo escuchándote, queriéndote, la soledad la sentís igual.
Pero cuando en tú pasado quisiste más de lo debido, necesitaste a alguien más que a respirar se vuelve complicado. Es más fácil evitar desde el principio enamorarse que, después de que te rompieron el corazón, endurecerse; seguís siendo frágil ante cualquiera que se proponga sobrepasar las barreras que vos mismo pusiste.
Que en mí pasado no se la hayan jugado por mí (no hablamos de Córdoba, claramente) y que por esa persona haya muerto y revivido mil veces no quiere decir que ahora no deba jugármela yo; locuras por eso a lo que llaman amor.
Y si duele quiere decir que estoy viva, y así como puede haber malos momentos también los puede haber buenos.
 Basta de peleas por mis bloqueos, por mi falta de confianza.  Oficialmente te dejo entrar a lo que soy yo, dejando al descubierto mi corazón y mis sentimientos, mi alma y todo lo que eso implique. Como dicen, no rompas nada, cuidame. Yo voy a hacer lo mismo con vos…


(Por supuesto éste es mi punto de vista.)

2 comentarios:

  1. Me encanta tu punto de vista. En serio, me gusta mucho este escrito.

    ResponderEliminar